Ciudad Juarez Ayer y Hoy (2 junio 2011)

12

Este analysis viene de nuestra compañera de Juarez.
Es increíble ver como ha cambiado la ciudad en los últimos años, hace unos días en una platica de sobremesa, recordaba como era el Juárez de antes, cuando las niñas y los niños podíamos caminar por las calles del centro solos, y no sentíamos la angustia de que algo terrible nos fuera a pasar, aunque siempre se nos decía, que no debíamos hablar con desconocidos y jamás subir a un auto aceptando el clásico “aventón”,  hoy esa parte de la ciudad se ha convertido en una de las zonas mas inseguras.

Recordaba como los pleitos de antes tenían otro tinte, ¿fueron violentos? Si, pero no como hoy en día, éstos casi siempre fueron entre pandillas y eran una verdaderas batallas campales, todos los “chavos” de un barrio contra los del otro, armados con lo que la naturaleza les dio: brazos y piedras, mismas que volaban surcando el cielo, rompiendo ventanas y haciendo estragos en los techos de las humildes viviendas muchas veces de ellos mismos. Eso sí, hay que decirlo, había un cierto código de honor para respetar siempre a “las jefitas” (mamás) y/o “los morritos” (los niños). Aunque también recuerdo haber leído en un periódico, la noticia terrible de algún asesinato, casi siempre producido con arma blanca.

Entre mis recuerdos, está el de los campos agrícolas que desaparecían y se transformaban en grandes parques industriales y en cientos de casas habitación de interés social, construidas todas igualitas, muy pequeñas y con materiales y hechura de mala calidad, pero en fin, éstas serían las viviendas de algunos miles de personas que llegaron a esta ciudad a ocupar los puestos de trabajo que ofrecía  la maquila.

Y estaba tan concentrada en mis recuerdos, cuando de pronto ¡Upss!  veo un encabezado en un periódico local, muy amarillista por cierto, una nota que decía con letras enormes y de color rojo, “Destazados” esto para referirse a unos hombres que fueron asesinados y después desmembrados, ¿noticia? No desgraciadamente, esto ya no es una noticia, pues también he visto como en la cotidianidad actual, la violencia se ha apoderado de Ciudad Juárez, al igual que de muchas otras ciudades del país que han sido rebasadas con los altos grados de inseguridad, siendo éste uno de los reclamos mas sentidos que la sociedad le ha hecho al Estado Mexicano desde diferentes tiempos, espacios y frentes.

Es así que desde la década de los años noventa, tanto las organizaciones de la sociedad civil, como los familiares de mujeres asesinadas y desaparecidas, se han unido para exigir justicia en torno a los feminicidios y poner un alto a la impunidad. Una parte fundamental de las exigencias es la creación de políticas publicas para la eliminación de la violencia de género así como la reparación del daño a familiares de las víctimas.

Esta  lucha  ha perdurado a traves de los años y traspasado las fronteras, éste movimiento generó una de las frases y logos mas reconocidos a nivel internacional.

¡NI UNA MÁS!10
Desafortunadamente aún hay muchas cosas pendientes en materia de procuración de justicia y por el contrario ahora todo este movimiento se ha ido desdibujado entre la ola más sangrienta en la historia de la ciudad, hoy no sólo hablamos de feminicidios, mencionamos miles de crímenes atroces en los que principalmente hombres y mujeres jóvenes se han visto envueltos, a la mayoría de éstos se les ha ligado con el narcotráfico y la delincuencia organizada, de tal forma que la única solución viable para el Estado Mexicano ha sido “declararle la guerra” al crimen organizado, ¿el método? La militarización  de varias ciudades del país, siendo Ciudad Juárez, la que concentra un mayor número de elementos castrenses y policías federales, cabe aclarar que en esta “guerra” la sociedad esta llevando la peor parte, y esto es así, porque con todo este discurso del rescate de la ciudad de la delincuencia, parece ser que se está olvidando todo lo demás, es decir, todo lo referente a empleo, educación, pobreza, salud, y vaya que estas cuestiones están pendientes desde hace ya muchos años.

Sin  embargo, a pesar de lo que se pudiera pensar, ésta es una ciudad que se levanta muy en contra de todos los pronósticos, aún hay personas que deseamos quedarnos y dar la batalla, así lo demuestran las movilizaciones y las alianzas que se han venido haciendo con otras ciudades, que han permitido surgir un nuevo movimiento que intenta llegar a los límites del mundo, en la búsqueda de la solidaridad que nos permita alcanzar la justicia.

“NO MAS SANGRE”

11

“No más sangre. Ni un muerto más, ni una muerta más”, fueron las frases que se  pronunciaron de manera simultánea en 25 ciudades del país y en el extranjero como señal de protesta contra los mas de 35 mil homicidios perpetrados en México.

Las ciudades fueron:
Ciudad Juárez, Chih – Cuernavaca, Morelos
Aguascalientes, Ags. - Cancún Q. Roo. - Colima, Col.
Guanajuato, Gto. – Guadalajara, Jal. – Manzanillo, Col.
Mérida, Yuc. - Monterrey, NL. – Oaxaca, Oax.
Pátzcuaro, Mich. - Puebla, Pue. - Querétaro.
Reynosa, Tamps. - San Luis Potosí. – Saltillo, Coah.
Tlaxcala, Tlax. - Tuxtla Gutiérrez, Chis. – Torreón, Coah.
Veracruz, Ver. - Xalapa, Ver.

Otros Países:
1. Nueva York, USA.
2. Chicago, USA.
3. París, Francia.
4. Buenos Aires, Argentina.

Cada día son más las personas que se suman a esta gran cruzada nacional contra la violencia. La presencia del poeta Javier Sicilia, ha sido emblemática en el movimiento. Sicilia, quien también perdió un hijo, asesinado por la delincuencia organizada, nos ha invitado a todas y todos a firmar un pacto por la paz y a sumarnos en la caravana que saldrá de Cuernavaca, Morelos el 5 de junio, y aunque no se ha definido la ruta, ésta tiene como propósito llegar a Ciudad Juárez el día 10 del mismo mes, en donde se firmará dicho pacto. Es fundamental que el pacto sea firmado por la mayoría de las personas y las organizaciones de la sociedad civil, no sólo de esta ciudad fronteriza, sino de todos los lugares del mundo que puedan sumarse.

A continuación expongo los puntos que contiene dicho pacto y que habremos de firmar quienes estemos cansados de esta guerra que no pedimos y de la cual somos  víctimas cautivas, los puntos constituyen una serie de exigencias que fueron presentados el domingo 8 de mayo en el Zócalo de la Ciudad de México al culminar una caminata que dio inicio en Cuernavaca Morelos.

1. Exigimos verdad y justicia.
2. Exigimos poner fin a la estrategia de guerra y asumir un enfoque de seguridad ciudadana.
3. Exigimos combatir la corrupción y la impunidad.
4. Exigimos combatir la raíz económica y las ganancias del crimen.
5. Exigimos la atención de emergencia a la juventud y acciones efectivas de recuperación del tejido social.
6. Exigimos democracia participativa, mejor democracia representativa y democratización en los medios de comunicación.

¿Qué estaremos logrando con estas movilizaciones?, tal vez lo primero sea darnos cuenta que no estamos solos y que somos muchos lo que deseamos la paz, pero no esa paz que se negocia con el gobierno, sino de la que se le exige y se construye desde abajo.

¡GLOBALICEMOS LA SOLIDARIDAD!! ¡NO MÁS SANGRE!!

Tags: 
Tags: 
Tags: 
Tags: